La juguera y el futuro.

Como en esta vida es bien difícil sacudirse las influencias culturales que uno trae y las que va adquiriendo en el camino, lo mejor es meterlas todas a una juguera y aspirar que el resultado sea lo más propio y único posible. Asegurarse de que la combinación de ingredientes y su proporción sean receta exclusiva de la casa, echar unas cuantas especias exclusivas del huerto propio, y también fijar la velocidad de la máquina mental para asegurarse un licuado perfecto. O un licuado con trozos, si es que eso es lo tuyo.

Esta semana en mi juguera mental están:

– James Briddle con su “The epic struggle of the Internet of Things”, que es un librito electrónico disponible en Amazon y iTunes; y en el que expone, en algo así como 100 páginas pequeñas como pantallazos de kindle, su tesis sobre la así llamada Internet de las Cosas y la forma en que Amazon, Google, Facebook, Apple y Microsoft trafican con nosotros y son nuestros amos y señores feudales. Es interesante, inteligente y está bien planteado; aunque dan ganas de leerlo más y mejor expuesto.

– Jan Chipchase, que es el hombre con el mejor trabajo de la Tierra (porque se lo inventó él) con “Hidden in Plain Sight: How to Create Extraordinary Products for Tomorrow’s Customers”. Chipchase recorre el planeta entero observando a la gente en sus comportamientos cotidianos. Descubre patrones, encuentra curiosidades, y después le vende esa información a compañías dispuestas a probar nuevos modelos de negocios que se adapten y aprovechen mejor las realidades locales. El señor Chipchase parece ser un tipo con bastante ética, pero está claro como exactamente el mismo servicio puede ser usado para El Mal (véase la penúltima línea del párrafo anterior). Ahora bien, en estos casos, la diferencia entre El Mal (las cinco compañías ya mencionadas sirven como buen ejemplo) y El Bien; está en que El Mal crea necesidades inexistentes para venderte algo, mientras que El Bien te pregunta qué necesitas para ofrecerte un servicio mejor.

-Este post de Venkatesh Rao y su concepto de normalidad manufacturada – o la idea de que percibimos los avances tecnológicos a través de un lente, que nos es dado, a veces, por corporaciones como las de El Mal, y a veces por otros agentes, que nos hace sentir que nada cambia realmente porque el futuro que llega nunca es el futuro que soñamos. Vivimos asi bajo una ilusión de no-progreso, mientras las cosas avanzan y avanzan. Si acaso esto es la proyección social de un mecanismo de defensa intrínseco al ser humano o un constructo desmoralizante propiciado por El Mal es materia para otros debates.

Tenemos, como humanos, una tolerancia extraordinaria al cambio y al futuro que lo trae. Así es como logramos salir de la parte del medio de la cadena alimenticia y nos volvimos esta curiosa mezcla de depredadores con constructores con destructores inconscientes. La contracara de esta tolerancia es nuestra tendencia al cinismo y a la abulia, a acostumbrarnos al cambio al punto que no nos sorprende. Es ese insufrible impulso de decir “meh” o “pfff” o algo igual de insensible. En inglés se dice callous, pero en español calloso no significa lo mismo. Y sin embargo, cada vez que tipeas “meh” o que haces el ruidito “pff”, la piel se te pone más callosa y te desconectas más de la maravilla que es la novedad en el mundo. Científicamente comprobado.

Eso tengo en la juguera, respecto al futuro. Esta semana voy a estar presentando Crononautas a dos audiencias muy distintas (Detalles Más Adelante) y esto es parte de la razón – pero sólo parte – de porque estoy haciéndome un batido mental con estas cosas. Musicalmente, entran en la juguera: Dan LeSac vs Scroobius Pip, Architecture in Helsinki, Tycho, Crystal Castles, The Pretenders, Weezer, y algo de Rhye.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: